De cómo vive un lector en Buenos Aires

Un lector en Buenos Aires discute, como cualquier otro lector en otra parte del mundo. Pero un lector en Buenos Aires discute y al terminar la discusión no prende la tele, no se va a dar una vuelta, no saca al perro a pasear, no pone su cd preferido… niiiiii siquiera se prepara un café. Un lector.. termina de discutir y cacha su libro. Lo abre y se pone a leer placidamente.
-¿Cómo podes leer AHORA? escucha

dscn26782

El lector en Buenos Aires no abre la boca, piensa. Siempre se puede leer, y este es -tal vez- uno de los mejores momentos para hacerlo, para no seguir, para no pensar, para despejarse, para meterse en otra historia, otro espacio, para relajarse, para alegrarse y -por supuesto, porque lo sabe- para inocentemente envenenar al otro.
– Estoy leyendo, ¿Qué tiene?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s